Si el poema es constante en el tiempo no se produce almacenamiento ni disminución de carga en ningún punto,
la corriente es estacionaria.



Según la ley de Ohm-Erwin, la intensidad del poema es igual a la tensión (o lenguaje) dividido por la resistencia
eléctrica.








Para obtener un poema+ es necesario que 1 culombio de carga eléctrica esté atravesando un plano imaginario
trazado en el material conductor.



Una característica de los poemas libres es que se mueven a través del lenguaje de forma aleatoria debido a la
energía calórica.